Ara mateix


Cridem qui som i que tothom ho escolti.
I en acabat, que cadascú es vesteixi
com bonament li plagui, i via fora!,
que tot està per fer i tot és possible.


Miquel Martí i Pol

viernes, 2 de agosto de 2013

Sergio Leone y el spaghetti western.



Sergio Leone (Roma, 1929 –1989) fue un guionista, productor y director de cine italiano. Es sobre todo conocido por sus spaghetti western.

Hijo del director de cine Vincenzo Leone, que a veces filmaba con el seudónimo de Roberto Roberti.

Sergio Leone, entra en la industria del cine,  con 20 años es actor y asistente de dirección de Ladri di biciclette (1948) de Vittorio de Sica. Después estaría en grandes producciones estadounidenses rodadas en Europa. Entre ellas Quo Vadis? (1951) de Mervyn Le Roy, Helena de Troya (1955) de Robert Wise, Ben-Hur (1959) de WilliamWyler o Historia de una monja (1959) de Fred Zinnemann.

En 1959 sustituyo, por enfermedad, al director Mario Bonnard durante el rodaje de Los últimos días de Pompeya, aunque no pudo firmar la película.


Su primera película oficial fue (1960) y dos años más tarde sustituiría de nuevo a un director, RobertAldrich, en Sodoma y Gomorra. Aldrich fue una influencia clave para Leone, con películas como Veracruz (1954), donde el perfil clásico del western se desdibuja con personajes más ambiguos y carentes de valores.




A partir de aquí comienzan sus obras más personales, que se inicia con la famosa trilogía western, también conocida como Trilogía del dólar, en coproducción con varios países europeos y rodada en Tabernas, Almería así como en las proximidades de Carazo en la Sierra de la Demanda, Burgos. La trilogía obtuvo un  gran éxito, conduciendo al western a un nuevo auge cinematográfico, el llamado spaguetti western, género muy cultivado en el cine de los 70, además de aportar dos nuevos talentos al medio, el compositor Morricone, amigo desde la infancia del director, y el actor Clint Eastwood, desconocido hasta entonces, al que el director contrata entre un grupo de actores. El personaje




creado para Eastwood es el prototipo de antihéroe del spaguetti western. Hombre duro y solitario, sin escrúpulos ni sentimientos y movido por el dinero. De esta manera Leone crea un icono del cine, personalidad ruda, pocas palabras, mirada de hielo.. Siempre vestido con un poncho raído y un cigarro en los labios.. Es un personaje que se convertirá en esteroetipo en múltiples films y que influirá de forma decisiva a directores, actores e incluso a los dibujantes de cómic actuales.





 
Tras esta trilogía no deja la temática del western y filma una de sus obras maestras, Hasta que llegó su hora, un western crepuscular rodado en Cinecittà, Almería y en los mismos escenarios estadounidenses en los que rodó la mayor parte de sus películas su admirado John Ford.

Tras un período más dilatado, vuelve al cine, con ¡Agáchate, maldito!, que tiene menos éxito que sus películas precedentes y basada en la revolución mexicana. Esta película la dirige a última hora al sustituir al director elegido. Por último, rodó la que muchos consideran su obra maestra, Érase una vez en América, un "western moderno" basada en la época de los gángsters. En Europa tuvo gran éxito a pesar de las cuatro horas de duración, pero en EE. UU. se ofrece una versión recortada a casi dos horas, además de alterar su montaje (la historia fue contada linealmente y no como en la original en que se utilizan flashback). Sergio Leone entró en juicios con la Warner Bros. por  estos cambios en el montaje. La productora recortó en más de una hora el film y contrató para esta labor a Zach Staenberg encargado de montaje de Loca academia de policía.

 

Sergio Leone falleció en 1989, cuando estaba preparando la película Leningrado, debido a los problemas de corazón que sufría desde sus litigios con la Warner Bros

 



Filmografía


Como director


Como productor


Premios


1972. David de Donatello  Mejor director ¡Agáchate, maldito!

1984.  Globos de Oro Nominado Mejor director Érase una vez en América
 
1984.  BAFTA Nominado Mejor director Érase una vez en América
 




Fuentes





 
 

2 comentarios:

  1. Buenos dias, da gusto leer este blog. Este tipo era un director maravilloso que forma parte de mi infancia en el cine Roxi y la tele en blanco y negro. Mi padre se encargaba de enseñarnos los nombres de los actores y le gustaba Victor Mature, auqnue yo le decía que a mi ese no me gustaba. Y aquellas novelas de vaqueros de Joaquín Estefanía siempre sobre algún mueble o dentro de un cajón. La dictadura, reflejada en el cacique y el villano de las ciudades del oeste américano, los aplausos cuando el malo recibía su merecido y los buenos ganaban.La conciencia, la maldad, la bondad, la justicia, los truhanes, los tahures, tal como hoy en día, todo sigue vigente mi buen amigo Icaria. El mundo es así de cruel y maravilloso, siempre habrá que luchar por la justicia y la libertad. (Kika)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola. Con la edad nos damos cuenta que el mundo evoluciona, no se si para bien o para mal, pero cambia. Se ha perdido la emoción, la aventura de ir a las salas de cine, de barrio, las de reestreno, con sesión doble, donde cenar un bocadillo mientras se veían las dos películas y el NODO, siempre con noticias muy pasadas de moda y Franco de artista principal.
      Cines con olor a desinfectante en la primera sesión y acomodador con linterna que vigilaba por nuestra moral.
      Sesiones de cine, de las que los espectadores participábamos aplaudiendo a los buenos cuando llegaban a tiempo de salvar a la chica, o llorábamos con los amores imposibles de nuestras estrellas.
      Pese a todo recuerdo con cariño aquellas sesiones dobles, donde aprendí a ver la vida desde una pantalla en color y al salir a la calle regresaba al blanco y negro de la vida.

      Eliminar

Gracias por tus comentarios. En breve serán publicados